El Manso, un paraíso patagónico

#Lugares

52
TXT: Cintia Soldatich
PH: @aire.life

¿Sabías que el río Manso también es conocido como “Río Místico”? Nombrado por los colonos y descubridores como un “Paraíso”, es una de las atracciones turísticas más visitadas en el último tiempo. A sólo 70 kilómetros de Bariloche y 30 del Bolsón, el Valle del Manso ofrece actividades para todos los gustos en un entorno rural. 

El río nace de la ladera oriental del Cerro Tronador y recorre cerca de 150 kilómetros en territorio argentino. Atraviesa los lagos Mascardi, Moscos, Hess y Steffen. Luego cruza la Cordillera de los Andes y 30 kilómetros al oeste, como afluente del Río Puelo, desemboca en el Océano Pacífico. Por su extensión, se lo suele dividir en tres sectores:  Manso superior, Manso medio y Manso inferior.

El Manso inferior es una de las zonas más conocidas para hacer rafting, posee cuatro rápidos que atraviesan el bosque andino patagónico: Banda de Billar, Diente de Hipopótamo, Montaña Rusa y Piedra Magnética. Cada sección tiene un grado diferente de dificultad.

Para quienes prefieran estar más tranquilos pueden disfrutar del bosque de lengas, coihues y ñires y de las hermosas playas y pozones naturales para nadar.

Para alojarse tienen varias opciones:

Se encuentra el camping “Kaleuche del Manso” que cuenta con un restaurante, parcelas de camping , duchas de agua caliente. Otra opción es el camping “La Pasarela” con servicio de restaurant, proveeduría, alquiler de bicis, excursiones de rafting y cabalgatas. Incluso cuenta también con dormís y cabañas además de las parcelas para acampar. Recientemente, para proteger el valle del Manso, este camping suspendió el uso de sus fogones, por lo cual cada acampante debe llevar su propio anafe o calentador para cocinar.

Para los más exigentes, existe la opción de realizar “glamping” y tener el máximo confort en medio de la naturaleza. Para esta opción pueden contactarse con Esencia Patagonia que los asesorarán de la mejor manera para armar un campamento adecuado a sus gustos y preferencias. Con servicios gastronómicos, actividades y mucho más.

Para los devotos de la pesca con mosca existen distintos sectores para “despuntar el vicio”:

En el Manso medio, para los pescadores experimentados, existe un pequeño sector de un kilómetro que une el Lago Mascardi y Lago Los Moscos que resulta mejor zona para practicar pesca con mosca seca y sacar truchas marrones y arco iris de hasta más de 2 kilos. Eso sí, por reglamento la pesca en este sector es con devolución obligatoria.

Por su parte, en el Manso inferior existe una gran cantidad de truchas y en constante actividad, por lo también se lo considera un muy buen lugar para pescar. Sin embargo, las truchas son más pequeñas: entre 500 gramos y 1 kilo.

Entre lago Steffen y la confluencia con el río Villegas, sólo se puede pescar con mosca. Y se permite la pesca embarcada y flotación sin motor para acceder a sitios de pesca hasta el 01/05/2021, para esto se exige registro obligatorio previo. Ante cualquier duda, se consultar en la Intendencia del Parque Nacional Nahuel Huapi.

Luego de una jornada de pesca, se puede realizar una parada en el km 22 de la Ruta 83 para disfrutar de la cerveza artesanal que elabora El Ventisquero, a orillas del río mientras cae la tarde. Las variedades para elegir son: APA, IPA, Frambuesa, Golden e Imperial Sout. Además, tienen cabañas para alquilar (hasta 6 personas).

¿Cómo llegar al Manso?

En auto: tomar la Ruta Nacional 40 hasta el km 1970 donde está el puesto de Gendarmería Nacional. En el cruce del Río Villegas, tomar la Ruta Provincial N° 83 de ripio que recorre el valle unos 40 kilómetros y va paralela al río Manso hasta la frontera con Chile.

En bici: tomar el camino del Mallín Colorado, circuito que arranca en el km 1961 de la Ruta 40 y que llega al km 5,6 de la Ruta 83. Luego son 40 kilómetros más,  en el camino hay distintas paradas para poder seguir pedaleando.

Fotos: Aire.life (Locación: El Manso, Río Negro).

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.